Picudo Algodonero

picudEl Picudo Algodonero
(Anthonomus Grandis Boheman)
Es un insecto que se alimenta de los botones florales, flores y cápsulas del cultivo de algodón, provocando en la mayoría de las veces su caída y perdidas importantes en cultivos de algodón.

ciclo

Huevos:son  de  color  blanco  crema,  lisos  y  elípticos  de  0.8  mm  x  0.5  mm.  Las  hembras  los depositan  uno  por  uno  en los botones  florales  o  cápsulas  tiernas, donde realizan un orificio con el pico y luego de colocar el huevo lo obturan.

Larvas: Tienen forma de “C”, de color blanco crema y café claro, con numerosos pliegues. Miden alrededor de 6 mm de largo por 3 mm de ancho. Pasan por 3 estadíos larvales, todos en el interior del órgano fructífero.

Pupas:  dentro  de  los  botones  florales  o  cápsulas  tiernas,  son  de  color  blanco  crema,  de  4  a  6.5 mm  de  longitud.

Adultos:   son  pequeños  entre  4  y  9  mm  de  largo  por  3  mm  de  ancho.  De  color  rojizo  cuando emergen de la pupa y se torna  castaño grisáceo a medida que envejece.

CONTROL DEL PICUDO

COLOCACIÓN DE TRAMPAS CON FEROMONAS ANTES DE LA SIEMBRA: Las trampas deben colocarse 60 días antes de la siembra, en lugares soleados y sin vegetación a su alrededor, rodeando los lotes a razón de una trampa cada  50 a 150 metros, hasta la aparición de las primeras flores blancas. La mayor cantidad de trampas deben colocarse en sectores donde el lote limita con montes, alguna fuente de agua, pajonales o cualquier otro posible refugio de la plaga.
La feromona se cambiará cada dos o tres semanas, según la formulación de la misma.

VERIFICAR EL NÚMERO DE CAPTURAS: Cada semana se verificará el número de capturas. Las trampas que obtengan mayor captura identificarán el lugar donde lograron sobrevivir al invierno.

PULVERIZAR BORDES Y REMOVER MALEZAS: En las trampas que obtengan mayor captura, se iniciará la pulverización de bordes, incluso antes de la siembra y además la remoción de malezas, dejando el lugar descubierto para que pueda penetrar el sol. Las aplicaciones de bordes con máquinas turbo soplantes son muy efectivas y económicas.

MONITOREO DE LA PLANTA: Una vez que el algodón comienza a florecer, las trampas ya no cumplen ninguna función.

A los 40 días de la siembra aparecerán los primeros botones florales del tamaño preferido para la oviposición de la plaga.
Si se detecta un picudo en el cultivo, habrá que pulverizar el lote inmediatamente.
Si el picudo llega al botón floral y comienza alimentarse, emitirá una poderosa feromona que atraerá al resto de la población al lugar.
Si logra poner huevos en el botón floral, las larvas de la plaga se desarrollarán en el interior y los insecticidas no la alcanzarán.
La cosecha mecánica obliga al uso de los defoliantes, lo cual contribuye a  controlar al picudo. Si este proceso es bien efectuado no solo hará caer las hojas sino también  los botones florales que necesita el picudo para reproducirse.
Combinando defoliantes con insecticida se tendrá un enorme impacto, disminuyendo la población de picudo en la próxima campaña.

ELIMINAR RASTROJOS
Los rastrojos se deben destruir inmediatamente después de la cosecha, dos o tres días después. De cumplir este paso no debería crecer ninguna planta de algodón fuera del cultivo.
Otro peligro es la perdida de carga de los camiones al trasportar algodón en bruto o semilla. Esto dará lugar al crecimiento de plantas en la banquina, que se convertirán en reservorio de la plaga, alimentándola durante todo el año.